17 abril, 2024

Carlos Casares: el concierto de la Camerata Bariloche y Verónica Cangemi fue un éxito

576

Seguirán los espectáculos en el Teatro Bristol. El 19 de Abril: Marcelo Balsells, Esteban Morgado y Javier Wintraub. Artista Invitado: Gustavo Grobocopatel

El gran concierto de la Camerata Bariloche con Verónica Cangemi como artista invitada se hizo sonar en Carlos Casares.

El diario Clarín señaló en una nota:

La sala del Teatro, que antes funcionó como sinagoga, es una joya que poco tiene que envidiarle a la Kammer Oper de Viena, con una acústica impecable y capacidad para 250 personas. La Camerata Bariloche y Verónica Cangemi como solista invitada dejaron inaugurada la temporada 2024, que incluye en su programación la ópera Serva Padrona de Pergolesi, el dúo Lerner-Moguilevsky, Koki y Pajarín Saavedra, entre otros, además de talleres, conferencias y espectáculos teatrales, todo con entrada libre y gratuita.

En octubre, el Teatro Bristol será sede del festival nacional “Guitarras del mundo”.

El Festival de música es apenas la punta del iceberg de un proyecto más grande y ambicioso: reactivar culturalmente Carlos Casares, proyectar su rico legado al futuro, y, más adelante, intentar replicar la experiencia en otros pueblos del interior.

Dada la coyuntura actual, la inversión en proyectos culturales resulta más que alentadora. “La cultura tracciona la economíaNo hay que esperar que se active la economía para embarcarse en proyectos culturales”, asegura Gustavo Grobocopatel, detrás de la iniciativa junto a su primo Daniel, que tuvo en el pasado reciente una destacada actuación en el mundo del automovilismo, y suma a otros colaboradores.

La convocatoria del concierto sobrepasó la capacidad de la sala y se tuvo que armar una lista de espera para los que solicitaban ser parte de la fiesta. La sala estaba a tope. Parte del público que se acercó a Casares era también de localidades vecinas, 9 de Julio, Trenque Lauquen, Bragado, Bolivar y Pehuajó.

Vivaldi, Mozart y la interpretación de las irresistibles melodías de la Serenata de Chaikovski captó por completo al público y las piruetas vocales traviesas de Händel en la voz de Cangemi resultaron irresistibles.

En Abril: