22 junio, 2024

La Pampa: cierran las oficinas del correo en Embajador Martini, Rancul, Bernardo Larroudé y Coronel Hilario Lagos

781

Se especula con que las oficinas de las localidades que se suman a esta lista abran sus puertas una vez a la semana o que una camioneta de la empresa pase por los pueblos para retirar y dejar encomiendas o documentos, por ahora sólo son trascendidos y no hay información oficial sobre el funcionamiento del Correo

Nota de El diario de La Pampa en su página web

Luego del cierre de la sucursal del Correo Argentino en Embajador Martini, ahora la delegación en Rancul fue «cerrada hasta nuevo aviso», según indica un cartel en la puerta de entrada, y lo mismo ocurrió en las últimas horas en Bernardo Larroudé y Coronel Hilario Lagos.

En Rancul, el único empleado fue trasladado a Santa Rosa y hay incertidumbre tanto de su continuidad laboral como de la sucursal.

Según indicó FM Líder de esa localidad, la persona encargada de la atención fue notificada telefónicamente de su traslado a la ciudad de Santa Rosa, donde se presentó a trabajar este martes.

Desde ese momento la sucursal fue cerrada y nada se sabe respecto de su futuro funcionamiento.

En tanto, en la localidad de Parera no hubo ninguna comunicación por el momento con el responsable de la oficina, pero reina la incertidumbre, fundamentalmente después de los cierres de las dependencias del Correo en Embajador Martini -y el despido de su único empleado- y Rancul.

A estos casos se sumaron en las últimas horas las sucursales de Bernardo Larroudé, que quedó sin personal, y Coronel Hilario Lagos, donde el único empleado se habría acogido al retiro voluntario.

Si bien se especula con que las oficinas de las localidades que se suman a esta lista abran sus puertas una vez a la semana o que una camioneta de la empresa pase por los pueblos para retirar y dejar encomiendas o documentos, por ahora sólo son trascendidos y no hay información oficial sobre el funcionamiento del Correo, con lo cual crece la incertidumbre en toda la región.

Las medidas se toman en medio del plan de ajuste del gobierno del presidente Javier Milei, que plantea la reducción de las empresas estatales, que en algunos pueblos de La Pampa significa quedarse sin servicios esenciales, como lo es el correo.